viernes, agosto 24, 2012

Revelaciones

Hermana:
no, no, pará...
a ese lo termina matando ella, ¿no?

Café:
en serio, no puedo creerlo...
¡no te acordás de nada pero nada!
Te envidio.

Hermana:
No me envidies porque esto es una serie y no importa
pero así es mi vida siempre...
Y de esta historia, recuerdo cuando se miraron
o que con ese garcha o que después terminan juntos con hijitos...
Sí me acuerdo pero sólo de las cosas de amor.
...
...
¡¡¡Soy Susanita!!!

Es increíble como nuestras propias particularidades
se nos aparecen, de repente, por alguna pavada.

7 comentarios:

Etienne dijo...

Yo me acuerdo demasiado de diálogos de los Simpsons: ¿vos decís que soy amarillo?

Mate ConDuraznos dijo...

Pasa eso de escucharse, de golpe, y darse cuenta de estas cosas.
Después seguimos siendo nosotros, pero sin darnos cuenta...

besos Café!

Doamna care plânge dijo...

las cosas que dice ese cafe jajaj a

Hugo dijo...

Y bueno che, tarde o temprano iba a darse cuenta.

Seguro ya está pensando en el vestido blanco.

Tamara Gabriela Franquez dijo...

me parece barbaro poder analizar en estos detalles nuestras particularidades...

chusme...y que serie estaban mirando?

Sandra Montes dijo...

Hola
Me llamo Sandra y tengo un directorio web. Me ha encantado tu blog! Tienes unos post muy interesantes. Buen trabajo, por ello me encantaría contar con tu sitio en mi directorio, para que mis visitantes entren a tu web y obtengas mayor tráfico.
Si estás de acuerdo házmelo saber.
PD: mi email es: montessandra37@yahoo.com
Sandra.

Café (con tostadas) dijo...

¡Buen día!

Etienne: yo digo que sos o muy fanático o exasperantemente memorioso... pero si son de los simpson lo podemos disfrazar de buen humor ;)

MateCD: qué loco, ¿no? Así, tal cual. Después seguimos como si no nos hubiésemos dado cuenta de eso... uf.

Doamna: ¿este Café? ¿qué cosas digo?

Hugo: jajajaja, la idea de Hermana pensando en el vestido blanco es tan intangible que resulta desmesuradamente graciosa. jajajaja.

Tamara: no sé si diría analizar, eh. Como dice Matecita ahí arriba, después seguimos como si nada, jajaja. Mirábamos Alias, again.

Sandra: ¿y si nos ubicamos todos un poquito?

¡Saluti a tutti!