miércoles, marzo 25, 2009

Piel

Era siesta de domingo, empezaba el verano (que vos siempre adoraste y con el que yo no me llevo nada bien), éramos dos criaturas y estábamos juntos. Por ausencia de conversación podría pensarse que estábamos en silencio pero no. Disfrutábamos de la música que habías elegido, disfrutábamos de la cercanía del otro, disfrutábamos de nosotros.



Ibas y venías buscando algo, no recuerdo que. Me tiré en tu cama, cerquita del borde, boca arriba. Las manos bajo la nuca, los pies cruzados como siempre, los empeines siguiendo el ritmo de la canción, los ojos cerrados. Percibí que te arrimabas, sentí como apoyabas tu cabeza en mi abdomen con la remera apenas levantada. Abrí los ojos. Te vi mirarme desde ahí con gesto de nene. Acaricié tu cara, sonreí y nos quedamos aislados del tiempo y del mundo un instante. Nos gustaba mirarnos así.

De repente escondiste tu rostro entre mi mano y mi panza y empezaste a hablar. No te entiendo si me hablás desde ahí, te dije. Asomaste apenas tu boca preciosa y me confesaste que sabías que no te iba a tomar en serio. Pregunté qué pasaba, contaste que habías tenido un sueño hermoso. Yo estaba acostada así y vos me dabas muchos besos en la panza. Así, dijiste mientras me besabas, mi mano en tu pelo, mis cosquillas en el cuerpo. Te arrimaste a mi oido. Yo soñé que un día vos eras la madre de mis hijos, susurraste. Mi piel se enterneció íntegra, mi razón me dijo que decías lo que sospechabas que yo quería escuchar.

Me llevó años aprender que es mi piel la que siempre supo cuando creerte.

24 comentarios:

Minerva dijo...

La razón puede ser tan irracional a veces! me quedo con las verdades de la piel (en la teoría)

Ani dijo...

Esa melancolía de lo que no fue...no pudo ser, no se dio, no propseró, no creció, no tuvo valor, coraje, ganas, posibilidad.
Eso, vuelve, para decirnos al oído una y otra vez las mismas palabras, mientras de fonso sigue sonando soda en un disco eterno.
Bellísima anécdota y relato.
Un beso, café!
Aunque me cuelgue soy siempre tu seguidora!

Café (con tostadas) dijo...

Buen día!

Mine: aclarame ese paréntesis, por favor!!!!! Y sí, muchas veces es mejor quedarse con las verdades de la piel... eso sí, la piel también ve el cuadro completo eventualmente! ;)

Ani: y eso que a mi soda stereo nunca me gustó demasiado... Pasa que hay varios fanáticos en mi prontuario amoroso! jajaja (y sí, a veces la memoria trae otra vez esos susurros...)

Besos, mujeres!

Minerva dijo...

Puse el paréntesis xq en la práctica soy lo más racional que viene jajaja

Jamona dijo...

uuuh, a mi me lo dijo mi ex un mes despues de cortar :S tiene sentido no? jajajaaj beso

CRirchu dijo...

Hay café!!!!!
Como me haces imaginarme las coas una atrás de la otra, os ea describís a veces tan pero tan bien las situaciones que.... No se, a veces cuando llego al final me da bronca que haya terminado.

BEsos!

N. de la A. dijo...

Mucha agua bajo el puente...
Y así un muy lindo relato.

Samantha dijo...

El desgraciado de mi ex me dijo que queria que yo fuese la madre de sus hijos. Por surte para el momento que me lo dijo, yo ya lo conocia lo suficiente como para saber que mentia...

(Tambien se suma que se habia pasado en tragos)

hormiga dijo...

Qué lindo, qué lindo! Me encantan las situaciones que, a pesar de ser posibles de describirse con palabras, no hay mejor descripción que cerrar los ojos y revivir el momento.

Jote dijo...

q lindoooo =)
saludos

carmela dijo...

La piel nunca miente. Eso es bueno o malo, pero es así.

reja dijo...

Uy, ese post me puso el corazón calientito ˆ–ˆ

Ivi * dijo...

Qué relato tan enternecedor. Yo le hice caso a mi piel, a mis cosquillas... Y bueno, yo sé que cuando se me pase la bronca voy a dejar de decir que me arrepiento, porque yo soy de las que no se arrepienten de nada. Pero HOY, si me preguntás... Me arrepiento (pero sólo por el enojo).

Saludos!!

miss S dijo...

Ay Café no me vengas a hablar de madre de sus hijos queeeee...!!! Me tocas el nervio y te rompo todo!!! Eh? jaja! ;-D
Chiste, chiste!!
Muy romantico relato. Esos momentos son los que despues de años mejor recordar, no? Solo los buenos.

PauLy dijo...

Sera que la piel sabe cuando si y cuadno no? y que nosotros no siemrpe sabemos escucharla? Es una buena teoria!

VdeUve dijo...

Me parece genial tu post. Agradezcámosle al otro el que esa anécdota haya existido, aunque sólo sea para ponerme el vello de punta.

Un beso enorme,
V.

Bays dijo...

Qué lindo relato. Me remitiste a momentos parecidos que tuve hasta hace poco. La puta que lo extraño che...

Vicky dijo...

Que linda imágen Café!!

Besos

Hada Mansi dijo...

Me encantó. Relamente nuestra piel sabe como sentimos por alguien.
Y la verda q esa frase. La madre de mis hijos, es lo más bonito q t pueden decir...

besitos de cristal

Café (con tostadas) dijo...

Buen día!

Mine: jajajaja... se ve que somos más! (sonó muy Alianza?)

Jamona: eso es de guacho manipulador! (a menos que haya tenido algún motivo.. qué se yo, sonó demasiado sentencia! jajaja)

Crirchu: gracias! que lindo que te imagines cosas con mis relatos! Y sí, a veces da bronca... qué vachaché!

N. de la A.: eso, taaaanta! (gracias)

Samantha: nooooo, juicio, YA. Los tipos que arruinan algunas frases merecen un castigo importante. Cuál es la necesidad de generarnos anticuerpos????

Hormiga: uf, así... ésta es una de esas!

Jote: es un hermoso recuerdo, sí...

Carmela: sí, cuando tenés razón... pasa que me llevó unos cuantos años darme cuenta. Con él particularmente. Increíble como mi piel de inexperiencia sabía igual! ;)

Reja: que lindo eso!

Ivi*: no sé si hacerle caso implicó creerle o tener hijos... de cualquier manera, la piel no suele equivocarse... sucede que las cosas tienen lap uta tendencia a terminarse! ;)

Miss S: jajajaja... capaz que no le pifié cuando no tuve los pibes, no? especialmente porque tenía, qué se yo, 15? Gracias y sí, esas cosas vale la pena recordarlas!

PauLy: es una teoría con manteca! jajajaja

VdeUve: uuuffff, con eso estoy tranquila. A él me saqué las ganas, años después, de agradecerle este tipo de cosas. No siempre tuve esa chance!

Bays: hasta hace poco? y lo extrañás? qué pasó? me entró penita!

Vicky: gracias!

Hada: qué se yo... a veces espanta esa fracesita. Probablemente sea porque alguien nos generó anticuerpos... ah, otra teoría que ya desarrollaré. En principio, sí, nuestra piel sabe.

Besos!

MoCa dijo...

Que lindo!!me encantó lo que escribiste!
Hay situaciones que no se pueden explicar del todo escribiendolas, son momentos lindos para acordarse,
besos!

Café (con tostadas) dijo...

MoCa: gracias! y sí, no es sencillo transmitirlo con palabras. De hecho, no sé si es posible! (aquí mi intento) pero vale la pena recordarlos!

Maqui dijo...

a mi se me erizo la piel!!
es tan tan cierto....es ntra propia piel la que nos dice cuando creer.


felicitaciones por el blog!
me hago seguidora =)

Café (con tostadas) dijo...

Maqui: bienvenida! viste! la piel saaaabe! (gracias!)